singerhood wscm

Enamórate de tus ensayos. Singerhood en el WSCM

Marcos Castán presentó la aplicación Singerhood a un grupo de directores de coro, en una de las sesiones del WSCM11, que congrega a más de dos mil cantantes de todo el mundo.

Castán inició su ponencia pintando literalmente de negro el trabajo que hacen los directores durante sus ensayos: apretar tresillos sueltos, ajustar entradas, limar afinaciones, de modo que al final del día el director se siente un mecánico de automóviles con las manos ennegrecidas de grasa.

El problema es dedicar el tiempo de ensayo a leer partituras cuando no existe fluidez entre los cantantes (o sea, en la mayoría de los casos), lo que resulta aburrido para todos y provoca que la calidad global se resienta, pues el nivel del coro es el del menos entrenado de sus componentes.

Singerhood busca igualar la calidad por arriba, de modo que «los últimos serán los primeros» (pero a la vez los primeros seguirán siendo los primeros). Busca también hacer que los ensayos sean verdaderos momentos de «hacer música» que ya se disfruta desde el mismo ensayo.

El director, por tanto, se dedica a la tarea más gratificante para todos, imprimiendo su carácter a las interpretaciones.

Esto es justo lo que se necesita para volver a enamorarse de los ensayos.

¿Cómo se consigue semejante magia?

Hasta ahora, el modo de llevar las obras preparadas era grabar la voz de un voluntarioso compañero de cuerda, confiando en que lo que entona y pronuncia será correcto. La alternativa son los terribles archivos MIDI: organillos robotizados carentes de toda expresividad y sin la necesaria letra que da sentido a las canciones.

Singerhood es una aplicación que permite a los cantantes de coro preparar el ensayo mientras están en el autobús, cocinan, caminan o trabajan. Basta con seleccionar la pieza que van a interpretar, colocarse los auriculares y escuchar la obra con una calidad exquisita, a cargo de cantantes seleccionados específicamente por su precisión al afinar, medir y pronunciar en distintos idiomas; voces que empastan cuando se escucha el tutti, pero que además están grabadas por separado, de manera que el usuario puede seleccionar la voz aislada que quiere practicar: soprano, alto, tenor o bajo, más todas las otras configuraciones, divisi o acompañamiento instrumental.

El usuario puede subir o bajar independientemente los niveles de cada voz por separado, lo cual le ayuda a ir adquiriendo seguridad en las afinaciones y entradas a medida que escucha una y otra vez la obra, llegando a interiorizarla sin esfuerzo. ¿No aprendemos de memoria las canciones de moda en la radio, simplemente porque se repiten? Pues eso.

El público asistente a la presentación se interesó por el catálogo disponible, que continuamente crece dentro de la aplicación. Especial acogida tuvo la oportunidad ofrecida en este momento de que sean los coros quienes definan el repertorio a grabar, pudiendo incorporar obras a demanda sin coste adicional para los solicitantes.

Si tu coro quiere enamorarse de sus ensayos, pásate por www.singerhood.com.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *