coros china wscm

Pasado, presente y futuro de la música coral en China

Hoy hablamos de la música coral en China. El World Symposium on Choral Music congrega estos días a miles de cantantes y directores de coro venidos desde distintas partes del mundo: Nueva Zelanda, Sudáfrica, Brasil, Argentina, Filipinas o Irlanda son algunos de los países representados, pero uno de los orígenes más llamativos es China.

Wang Jin (directora de coro y profesora en la Universidad de Shanghai) presentó su ponencia «La música coral en China: pasado, presente y tendencias futuras».

Lo primero que llama la atención en una cultura milenaria como la china, es que la música no tuvo especial relevancia durante siglos, relegada a monodias que sirvieron de acompañamiento para otras artes escénicas. La armonía llega tarde y proviene de Occidente, situando en 1913 la primera partitura con polifonía coral compuesta en China.

Pese a tratarse de un país extenso, con multitud de tradiciones radicalmente distintas, el desarrollo inicial de la música para coro tiene una cierta homogeneidad, marcada por un cierto estilo militar (es la época de la segunda guerra mundial), donde brillan autores como Xian Xinghai, que pertenece a una generación de compositores ya formados en China.

La época de la República Popular (1949-1966) la música vuelve los ojos hacia las raíces antiguas, desde la ópera tradicional hasta la reinterpretación de obras del siglo VIII, que requieren descifrar notaciones musicales casi perdidas, basadas en ideogramas que señalan el tono, duración, expresividad y digitación para interpretar melodías con determinados instrumentos.

Poco a poco van permeando en la polifonía las riquísimas formas locales, condicionadas por la pronunciación de los distintos idiomas, ricos en sonoridades, glissandos o cambios de tempo inauditos para la costumbre occidental. El estilo Hu Mai —por ejemplo— emite la voz de un modo gutural que no parece humano, una complejísima técnica que permite tesituras inconcebibles logrando además varias notas simultáneas a cargo de un solo cantante.

Respecto al panorama coral en este momento, existen decenas de miles de agrupaciones activas en el país. Como muestra, 2.500 coros compitieron en Pekín en 2012. Solo la Shanghai Choral Association cuenta con más de 3.000 corales.

Resultan en cambio singulares el escaso número de coros profesionales o la peculiar costumbre de organizar coros en las empresas. También destaca el número de directoras mujeres en la actualidad.

Las tendencias —mirando al futuro— pasan por mantener la inspiración a partir de temas folclóricos (Liu Wen Jin, Tang Guangping, Liu Xiaogeng, Zhang Yida, Se Enkhbayar, Quing Nanzhang), compositores contemporáneos multiculturales (Gan Lin —presente en la conferencia—, Xu Jianqiang), la influencia de autores extranjeros (Francis Baxter, Ko Matsushita) y la divulgación de música occidental (en conciertos participativos de grandes obras sinfónicas habituales en otros países, pero que no se programan en China).

Shangai Youth Choir

La charla se vio salpicada por las interpretaciones en directo a cargo del Shanghai Youth Choir, dirigido por Li Fang. 

Un sonido distinto, que rompe fronteras.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *